jueves, 11 de septiembre de 2014

De viajes, arte y astronomía...

Desde siempre me atrajo la Historia, el Arte, la Astronomía y viajar, quizas por esa absurda mania que tengo de encontrar relaciones entre las cosas, empecé a leer libros de gente viajera que compartía conmigo aficiones.

Mucha gente se sorprende, de que desde hace siglos, los gitanos que visitaban en peregrinación la tumba de Sara en Francia, dijeran que las catedrales de Francia, dibujaban la constelación de Virgo. Nadie les hacía caso y se mofaban de aquella superstición.. luego llego Louis Charpentier y la novela de Javier Sierra "Las puertas templarias" y la gente se quedó con la boca abierta.

Lo cierto es que a mi me sorprendió que la gente se sorprendiera.

Arte y Astronomía, han ido de la mano desde que el hombre realizó su primera obra de Arte tras haber mirado el Cielo en una noche estrellada.

Es curioso ver como fueron los "salmones" del mundo de la ciencia, algunos que fueron tachados de "visionarios" e ilusos, los que abrieron nuevas puertas a la ciencia. Ahí tenemos a Henry Schliemann, el descubridor de Troya, tuvo que aguantar mofas e insultos de sus compañeros historiadores, hasta que por fin pudo demostrar in situ, que mito e historia iban de la mano y Troya existió.

Aún más soprendente y menos conocido es el caso de Edna Johnston, que murió en 1991. Edna, era aficionada a la Astronomía desde muy joven. Su poema favorito, era Phaenomena, de  Aratus. Aratus era un discipulo de Platón, y escribió su poema en el año 270 a.C, donde enumeraba las 45 constelaciones del firmamento.
Edna, al leer la Iliada, se dió cuenta de la descripción exhaustiva de los 45 ejércitos. ¿Era casualidad o acaso había un código astronómico oculto en aquellos 45 ejércitos? Como siempre la gente se burló de ella. Le llevó toda una vida de estudio y viajes a Troya, Delfos, descubrir el código que publicó su hija y su yerno en 1999, en un proyecto fruto de la pasió que arrastró toda su vida. Su hija era matemática y cuando leyó todos los cuadernos emborronados de su madre, se dió cuenta de la importancia del descubrimiento y el trabajo que le había obsesionado.
En el ensayo se prueba, que Aquiles es una metafora de Sirio, en la constelación del Can Mayor. Odiseo, era la estrella Arturo del Boyero. Menelao el de la cabellera roja, era la estrella roja de Escorpio es decir Antares. Agamenon, el rey que levantó la puerta de los leones en Micenas, era Regulo, la estrella de la constelación de Leo... Y por si fuera esto poco, cada acción de estos héroes hasta su muerte podía seguirse en el movimiento de las estrellas en el firmamento.

La forma en que Edna, pudo descifrar el código era prodigiosa, cada vez que leyendo la Iliada, encontraba una frase que pudiera esconder un mensaje astronomico, abría una ficha y de esta forma hayó que los griegos conocían el fenómeno de la precesión de la Tierra. 

Bueno, los amantes de la Astronomía, seguro que saben de lo que estoy hablando pero para los menos duchos, hay que aclarar que la Tierra tiene tres movimientos. Uno de rotación alrededor de su eje, un segundo alrededor del Sol, del que Hipatia de Alejandría fue una gran defensora, y un tercero que nos dice que el eje de la Tierra no es de vertical sino que está inclinado unos 23 grados, y es el culpable de que la Tierra gire alrededor del Universo como una peonza. De esta forma las estrellas no están fijas en el Universo, al igual que nuestro planeta, y se mueven en ciclos de 25.776 años.

Pues bien, Edna Johnston, afirmó que Homero conocía ese movimiento y su ciclo y la Iliada no era más que un poema donde Homero había plasmado el drama celestial en un momento concreto entre el cuarto y octavo milenio antes de Cristo.  Justo en el momento en que se desarrollaba el relevo de las "constelaciones heliacas" aquellas que nuestros antepasados miraban antes del nacimiento del Sol en los solsticios y equinoccios. Es decir, eran las estrellas fundamentales que regían el inicio de estaciones y de las cosechas. Y HOmero que vió que estaban cambiando escribió su obra épica, con ese miedo o alarma ante un cambio en los cielos y ciclos. Así que cada vez que un héroe moría y se levantaba otro, HOmero estaba contando que estrella sustituía al anterior.
Así que Menelao de Escorpio era atacado por Pandaro de Sagitario y moría en la refriega. Es decir que la constelación de Escorpio era sustituida en los cielos por Sagitario en el amanecer de los equinoccios. Pero entonces a Edna, le surgió otra pregunta... todo eso no sucedió hacia el 800 a.C, cuando se compone el poema, sino en el 4400 a.C., y aún más extraño es que el regreso de Aquiles al campo de batalla, es decir el regreso de Sirio, se dió en el año 8.700 a.C, tras su desaparición en el a ño 15.000 a.C. ¿Cómo y donde pudo Homero encontrar un registro de  hechos estelares acontecidos milenios atras?

La Troya histórica fue encontrada pero en ninguno de sus niveles hubo la batalla descrita por Homero... la batalla fue en los cielos y aún continua. Algunos historiadores en Estados Unidos además de astronomos, han tenido que dar la razón a esta mujer que tardó una vida en desenmarañar aquella simbología astronómica, sin embargo su trabajo no es reconocido salvo en petite comite, porque sería reconocer un conocimiento que nadie sabría explicar de donde salió, es una "anomalía" al igual que los OOPART.

ARTE ASTRONÓMICO:







Cada vez en más yacimientos arqueológicos están apareciendo OOPART. Esto dice la wikipedia al respecto:

OOPArt es el acrónimo en inglés de out of place artifact (‘artefacto fuera de lugar’ en español).1 Es un término acuñado por el naturalista y criptozoólogo estadounidense Ivan T. Sanderson (1911-1973) para denominar a un objeto de interés histórico, arqueológico o paleontológico que se encuentra en un contexto muy inusual o aparentemente imposible que podría desafiar la cronología de la historia convencional.
Si bien es cierto que las características aparentemente extraordinarias de algunos de estos objetos aún no poseen una interpretación desde la arqueología, paleontología u otras áreas de estudio, o bien fueron catalogados como ooparts para luego salir de esta clasificación,3 en general la comunidad científica se muestra escéptica frente a las interpretaciones que califican a estos objetos como "fuera de lugar". Un gran número de estas han sido refutadas como productos de fenómenos como el palimpsesto, la pareidolia, lafalsificación o simplemente la ignorancia respecto a las culturas que produjeron el objeto en cuestión.
En raros casos se comprueba que algún artefacto haya sido creado con tecnología que no se pensaba que existió en la cultura que lo construyó. Una pieza que cambió la comprensión convencional de la tecnología antigua es el mecanismo de Anticitera, un tipo de equipo mecánico, que ha sido totalmente validado como un objeto real de alrededor de 150-100 años antes de Cristo. Antes del examen de rayos X, su aspecto parecido a un reloj (que data alrededor de 1000 años antes de que se inventaran los relojes) fue citado como evidencia de visitas extraterrestres por fuentes marginales.

Como dice el texto, la inmensa mayoría de estos objetos acaba teniendo una explicación cientifica, pero algunos por más vueltas que se les ha dado, han permanecido en el misterio.

Ooparts, que los cientificos no han podido demostrar que son falsos, tenemos la Cabeza  de Tecaxic-Calixtlahuaca, que es de origen romano y hallada en una tumba de Mexico. El penique de Maine, y el mecanismo de Anticitera.

Otro objetos curiosos: